Vinculan a proceso a mujer acusada de atropellar a aficionados de Rayados

0
31

Jennifer “NN”, la joven de 25 años, acusada por el atropello de aficionados de Rayados a las afueras del Estadio TSM, que dejó una persona sin vida y nueve lesionados, fue vinculada a proceso por el delito de homicidio doloso cometido con alevosía y ventaja, lesiones gravísimas que ponen en peligro la vida, lesiones leves y daños por 8 mil 500 pesos a la infraestructura del estadio.

Durante la audiencia, la joven declaró sobre los hechos registrados el pasado 21 de enero, ante el juzgado calificado, pero ante las pruebas presentadas por la Fiscalía General del Estado de Coahuila, se paprobaron las causas delictivas en su contra.

Además subsisten las medidas cautelares en el Cereso Femenil de San Pedro, y un lapso de cuatro meses para las investigaciones complementarias, por causar un hecho delictivo en estado de ebriedad y no tener arraigo en la ciudad, ya que su esposo declaró como residencia la ciudad de Del Rio, Texas.

De acuerdo con la versión de Jennifer, los eventos se desencadenaron cuando al salir del estacionamiento, recibieron insultos y pedradas de la porra de Rayados mientras transitaban por la antigua carretera Torreón-San Pedro.

La defensa presentó testigos y profesionales para omitir el delito de alevosía y ventaja por parte de Jennifer, señalando que la mujer a bordo de una camioneta de la marca Ford, Lobo F150, había perdido el control al intentar retornar.

La mujer es acusada de homicidio doloso calificado con alevosía y ventaja, por la muerte de Maribel Mercado Gallegos de 52 años, así como lesiones leves, leves extendidas y gravísimas y que ponen en riesgo a la vida humana, así como daños a las instalaciones del Club Santos.

Jennifer alega que, al llegar al Colegio Nueva Laguna y detenerse, los hombres que la acompañaban bajaron del vehículo. En ese momento, tomó el volante con la intención de enfrentar a los presuntos agresores.

Sin embargo, al realizar una maniobra en U, perdió el control de la camioneta, colisionando con un taxi y desencadenando el trágico suceso que cobró la vida de Maribel Mercado.

La acusada afirmó no recordar más detalles del hecho, y dijo que la bajaron del auto y la golpearon antes de poder encontrar un guardia de seguridad y refugiarse en una patrulla por voluntad propia.

En la audiencia, tres de los seis testigos que acompañaban a Jennifer y su esposo brindaron sus declaraciones, corroborando que se produjo una riña con los aficionados de Rayados, el vehículo retornó antes del accidente y se perdió el control de la unidad, detonando la bolsa de aire.

El juez de la causa también permitió el testimonio de un licenciado en Criminología y Ciencias Forenses.

Jennifer regresó al Cereso Femenil de San Pedro donde deberá permanecer hasta que se termine el plazo de la investigación complementaria, el próximo 24 de mayo del año presente.

Leave a reply