Justicia británica retira los cargos contra la militante ecologista Greta Thunberg

0
58

Un tribunal londinense retiró el viernes los cargos contra la activista medioambiental Greta Thunberg, acusada de alteración del orden público en una manifestación contra la industria de los hidrocarburos, el pasado mes de octubre en la capital británica.

En el segundo y último día de la audiencia, el juez del Tribunal de Primera Instancia de Westminster dictaminó que los policías que acusaron de desacato a la militante ecologista sueca de 21 años impusieron condiciones “ilegales“, sin ser precisos al expresar sus instrucciones.

El juez encargado del caso, John Law, consideró que las condiciones fueron “impuestas injustificadamente” por la policía a los activistas en el lugar de la manifestación.

Según el dictamen del magistrado, otras medidas “estaban disponibles y podrían haberse implementado”, por lo que, en su opinión, quien no respetara esas normas impuestas por los agentes “no cometió delito”.

El jueves, en la primera jornada de la audiencia, el fiscal afirmó que Thunberg desacató la orden de no bloquear la calle donde se realizaba una protesta contra el Energy Intelligence Forum, en el elegante distrito londinense de Mayfair, al que acudieron directivos de las principales compañías de gas y petróleo.

Acusación del fiscal

La activista sueca “dijo que se quedaba donde estaba y por eso fue arrestada“, había señalado el fiscal, Luke Staton, en esa primera jornada de la vista.

La militante ecologista se había declarado inocente en una primera comparecencia en noviembre ante otro tribunal londinense por aquellos hechos acaecidos el 17 de octubre.

Thunberg, que ganó notoriedad mundial con sus “huelgas escolares por el clima“, que comenzaron cuando tenía 15 años, se exponía a una multa de hasta 3 mil 172 dólares por los hechos que se le reprochaban.

Otras 25 personas, detenidas en aquella manifestación de mediados de octubre, junto a Greta Thunberg, procesadas por la misma razón, también quedaron libres.

En la primera jornada del juicio, la activista ecologista pidió identificar al “verdadero enemigo” del medioambiente.

“Activistas del medioambiente son procesados en todo el mundo por actuar de acuerdo a su conciencia. Tenemos que recordar quién es el verdadero enemigo”, declaró Thunberg.

La oenegé ecologista Greenpeace celebró la decisión de la justicia británica.

“El veredicto de hoy (viernes) es una victoria para la libertad de manifestarse. Es ridículo que cada vez más activistas climáticos sean juzgados por ejercer pacíficamente su derecho a protestar, mientras que a empresas como Shell, se les permite ganar miles de millones vendiendo combustibles fósiles que son destructivos para el clima”, dijo Greenpeace.

“Mensajes contradictorios”

En aquellas manifestaciones de octubre, los activistas criticaron también que el gobierno británico concediera numerosos nuevos permisos de exploración de petróleo y gas para reforzar la independencia energética del país, una de las prioridades del primer ministro conservador Rishi Sunak.

El organismo independiente encargado de asesorar al gobierno sobre su estrategia climática expresó el lunes su preocupación por el hecho de que el país transmita “mensajes contradictorios” que empañen su influencia internacional en la materia.

Greta Thunberg se prodiga en acciones de protestas en defensa del clima.

El jueves, tras el fin de la primera jornada del juicio, acompañada por activistas del grupo Extinction Rebellion (XR), fue invitada a una conferencia en el Museo de Ciencias de Londres y preguntó a sus responsables por uno de sus patrocinadores, Adani, particularmente activo en el sector del carbón.

Leave a reply